Cada vez más las familias sufren por la falta de alimentos en sus hogares, producto de los efectos sociales y económicos que ha provocado la pandemia por el coronavirus en el sur de Sonora, asegura Miriam Félix.

 

La directora del Banco de Alimentos de Navojoa, indicó que desde que inició la contingencia sanitaria han aumentado las solicitudes para despensas en los municipios del sur de la Entidad.

Destacó que el Banco de Alimentos trabaja a marchas forzadas para poder dar respuesta a todas las demandas, las cuales han aumentado más del 100%, por la falta de recursos y empleos en las comunidades.

Indicó que, con respecto a los protocolos sanitarios, siguen todas las indicaciones de las autoridades de Salud y se siguen realizando actividades virtuales para poder recaudar ingresos económicos.

Invitó a la población a sumarse y unirse a la causa para poder ayudar a las personas que no tienen empleo y que no cuentan con alimentos en sus casas, debido a la pandemia.

 

Fuente: diariodelyaqui

COMPARTE