Mark Zuckerberg destacó en una conferencia la importancia de la interoperabilidad; subrayó la necesidad de la privacidad en la compañía

Facebook ahora es Meta. “Metaverse first, not Facebook first”.  Mark Zuckerberg confirmó hoy el cambio de nombre de la compañía que dirige para representar el inicio de una nueva etapa centrada en el ‘metaverso’.

Durante el evento Facebook Connect 2021 se revelaron más detalles sobre el metaverso, el entorno virtual donde se podrá estar presente con la gente en espacios digitales, que será la base para la creación de un nuevo ecosistema económico de bienes digitales, y que se desarrollará bajo la nueva identidad de marca de la empresa.

Zuckerberg habló sobre las diferentes experiencias que esperarán a los usuarios del metaverso, que serán posibles por la sensación de presencialidad, deestar realmente presente con el resto de personas en una sala virtual, y no solo ante una pantalla, como ocurre en la actualidad.

Ese sentido de la presencialidad estará respaldad por una serie de elementos, como el espacio virtual, provisto por soluciones como Horizon Home, Horizon World o Horizon Rooms; un avatar, que más que una imagen será una representación viviente tridimensional del usuario, capaz de reproducir sus gestos y expresiones faciales, y con posibilidades de personalizar; y elementos para decorar el espacio virtual.

Estos elementos serán la base de la economía digital que Facebook planea desarrollar con el metaverso. Los creadores pueden crear y vender sus ítems, que los usuarios podrán comprar para decorar sus espacios o personalizar su avatar y compartir con otros usuarios.

En este contexto, Zuckerberg ha destacado la importancia de interoperabilidad, que será la característica que permitirá incorporar elementos del exterior en el mundo virtual, o sacarlos.

También será importante que este entorno sea seguro, y para ello ha subrayado la necesidad que la privacidad y la seguridad acompañen al desarrollo del metaverso desde el inicio, ofreciendo opciones como el bloqueo de usuarios o el poder estar solo si así se quiere.

El metaverso requerirá el empleo de un casco de realidad virtual, que además de permitir comunicarse con los demás, también se usará para los videojuegos o para hacer ejercicio físico. Otra opción será el uso de gafas de realidad aumentada, por ejemplo, para el trabajo, ya que pueden desplegar ante los ojos del usuario un escritorio digitacon la posibilidad de interactuar con modelos en 3D o mantener reuniones con otros colegas en forma de holograma.

Zuckerberg ha defendido que el metaverso será beneficioso para la sociedad, para el economía y para el medio ambiente. Pero ha destacado el papel que tendrá especialmente en la economía, con el ecosistema de creación de productos, servicios y experiencias que permitirá crear.

Este ecosistema mantendrá el enfoque que actualmente tiene Facebook con los creadores: ofrecerles servicios y herramientas al menor coste, en comparación con otras plataformas, como ha señalado el directivo. Se acompañará con nuevas formas de propiedad.

La interacción con los objetos virtuales o la voz para controlar el entorno permitirán fundir el mundo físico con el digital. Y para ello la compañía ha anunciado nuevas herramientas (SDK) para que los desarrolladores puedan trabajar en sus experiencias de realidad mixta para el metaverso. La comunidad Spark AR cuenta ya con más de 600.000
creadores.

El metaverso es un proyecto a largo plazo, pero su desarrollo dependerá de un hardware específico diseñado para él. En este sentido, la compañía ha adelantado Project Cambria, que será compatible con los cascos Quest y permitirá reproducir en los avatares el contacto ocular y las expresiones en tiempo real gracias a los sensores que integra. Este equipo mostrará la imagen en alta resolución y realidad mixta.

También ha mencionado el trabajo que están realizando en sus primeras gafas de realidad aumentad, que enfocan desde dos perspectivas: cuánta tecnología se puede introducir en unas gafas estándar y cómo se puede hacer que dicha tecnología se miniaturice lo suficiente como para que quepa. Esto se debe a la cantidad de sensores y elementos que deberán integrar sin sobrepasas los 5mm de grosor.

Este hardware se acompañará de nuevas interfaces que detecten el movimiento de los usuarios, no solo sus gestos faciales, para recrear la interacción.

NUEVO CAPÍTULO: META
Zuckerberg señaló que ve el metaverso como el siguiente capítulo de Internet, pero también de la empresa, que ya no se identifica plenamente con su nombre, Facebook, vinculado a la primera red social que desarrolló.

Por ello, ha anunciado las dos ramas en las que van a dividir, una que englobará las aplicaciones sociales (Facebook, Instagram, WhatsApp, Messenger) y otra las plataformas del futuro (metaverso y Quest). Esto supone, asimismo, un cambio de identidad, que se traduce en el nuevo nombre de la compañía: Meta.

Fuente: Excélsior.

COMPARTE