La obra forma parte de los trabajos contemplados en el Plan de Justicia Yaqui.

Los ochos pueblos yaquis tendrán agua potable por medio del acueducto que forma parte de las obras contempladas dentro del Plan de Justicia Yaqui, con lo cual se da respuesta a una de las necesidades de la etnia, señaló el gobernador Alfonso Durazo Montaño.

Acompañado por autoridades del pueblo el mandatario estatal se reunió con Aarón Mastache Mondragón, subdirector general de Infraestructura Hidroagrícola de la Comisión Nacional del Agua (Conagua), con quien supervisó los avances de la obra.

A unos días de la visita del presidente Andrés Manuel López Obrador a la nación yaqui, el gobernador Durazo Montaño explicó que el proyecto cuenta con una inversión total de dos mil 191 millones de pesos y tendrá una longitud de 241 kilómetros, similar a la distancia entre Ciudad Obregón y Hermosillo.

“Hemos venido a sostener una reunión con los gobernadores, las autoridades tradicionales de toda la etnia para revisar los avances del Plan de Justicia Yaqui, particularmente en el ámbito de todos los compromisos que tenemos con la creación del distrito de riego, el avance en la construcción del acueducto para traer agua a los ocho pueblos y sus 50 comunidades”, indicó.

Esta obra abastecerá de agua proveniente de la presa Álvaro Obregón (Oviáchic), la cual contará con cuatro tramos de construcción y deberá quedar concluida para diciembre de 2023.

“Nos entendemos muy bien con las autoridades tradicionales de la etnia. Hemos puesto nuestras inquietudes con toda transparencia y ellos también. Luego viene una mesa técnica que llega a conclusiones concretas sobre todo lo que hemos expuesto hoy aquí. Los avances son muy buenos”, señaló el gobernador.

Fuente: Expreso.

COMPARTE