La construcción del acueducto Cuchillo II en Nuevo León será financiada por el Gobierno Federal con 3 mil mdp y Banobras con 7 mil mdp

El Gobierno Federal entregó el proyecto ejecutivo para la construcción del acueducto Cuchillo II en Nuevo León, a fin de paliar la escasez de agua que vive el estado.

El secretario de Gobernación, Adán Augusto López, entregó la documentación necesaria al director de la Comisión Nacional del Agua (Conagua), al tiempo que destacó que las emergencias se atienden a corto y mediano plazo.

En el corto plazo, dijo, el presidente Andrés Manuel López Obrador otorgó a la Conagua la disponibilidad de toda el agua concesionada en Monterrey para uso diverso.

La comisión del agua, para atender la demanda de agua potable de consumo humano, previo convenio, puede intervenir hasta en la totalidad del agua concesionada”, dijo.
Mediante el decreto presidencial se dotará de agua, mediante pipas, a las colonias con escasez en los municipios de Monterrey, Apodaca, Guadalupe, Escobedo, Juárez, San Nicolás, García, Santa Catarina y San Pedro Garza García.

El secretario de Gobernación añadió que para el mediano plazo, el 2 de septiembre iniciará la construcción del acueducto de la presa Cuchillo II, para a más tardar en nueve meses, dotar de 5 mil litros de agua adicionales a Nuevo León y así evitar otra crisis de agua.

Dicha obra también será considerada como de seguridad nacional para que la Secretaría de la Defensa Nacional (Sedena) y la Conagua se encarguen de su construcción, para posteriormente entregar su funcionamiento al Instituto del Agua del Estado de Nuevo León.

La construcción se dividirá en 10 tramos y la licitación dará prioridad a empresas neolonesas, sobre todo para el ducto de acero que requiere el proyecto.

El acueducto será financiado por el Gobierno Federal con 3 mil 581 millones de pesos, dinero que originalmente serviría para el Metro de Monterrey.

Adicionalmente, el Instituto del Agua del Estado de Nuevo León solicitará una línea de crédito por mil 500 millones de pesos.

Eso es lo primordial, garantizarle a los neoloneses, a los habitantes de Monterrey y de la zona metropolitana el acceso al agua para consumo humano”, señaló.
También se tiene el compromiso de no afectar a empresarios y la agricultura.

Las dos acciones anteriores, enfatizó, se suman a la toma de mil litros por segundo de agua que se lleva a Monterrey desde la comunidad El Chapotal.

Por su parte, el director general de la Conagua, Germán Martínez Santoyo, informó que se requerirán 385 millones de pesos para la perforación, rehabilitación y mantenimiento de 220 pozos.

En cuanto al financiamiento para que el acueducto Cuchillo II sea una realidad, junto con el emisor de agua residual tratada, explicó que Banobras financiará 7 mil 850 millones de pesos de un monto total de hasta 15 mil 700 millones de pesos.

El Gobierno Federal pagará los intereses que deriven del crédito de Banobras.

También se acelerará la construcción de la presa La Libertad, que deberá estar lista para 2023 con una capacidad de mil 500 litros de agua por segundo.

Para dicho proyecto el Gobierno Federal ha aportado 2 mil 183 millones de pesos de 2019 a 2022, a los que se sumarán mil 118 millones de pesos en fondos adicionales para el próximo año.

Fuente: López Dóriga Digital.

COMPARTE