Hallan virus SARS CoV-2 en superficies de habitaciones hospital a pesar desinfección

Esto demuestra la alta capacidad infecciosa del virus gracias al empleo de unas “trampas COVID” que podrán servir como detectores precoces en espacios cerrados

 

Investigadores del Instituto Murciano de Investigación Biosanitaria (IMIB) encontraron virus SARS CoV-2 en superficies de cristal y polipropileno del hospital Virgen de la Arrixaca de Murcia a pesar de que el aire se renueva cada minuto.

Esto demuestra la alta capacidad infecciosa del virus gracias al empleo de unas “trampas COVID” que podrán servir como detectores precoces en espacios cerrados, informa este centro de estudios.

Los investigadores del IMIB fabricaron lo que denominaron ‘trampas COVID’ en cajas con una rejilla protectora de plástico para evitar que el paciente o el personal sanitario pudieran tocarlas, instalándolas en los boxes de afectados por el COVID-19 ingresados tanto en la UCI como en las habitaciones del hospital Virgen de la Arrixaca de Murcia en el que se hizo este estudio.

El trabajo, liderado por el doctor Esteban Orenes Piñero, responsable de la Plataforma de Proteómica del IMIB, y publicado en la revista Science of Total Environment, analizó la posible contribución de diferentes superficies contaminadas por el SARS-CoV-2 a su transmisión.

Hasta la fecha, existían estudios previos en los que se analizaba la estabilidad de diferentes coronavirus en superficies, pero en estos casos los aerosoles que contenían coronavirus se generaron artificialmente para crear un ambiente infeccioso. En este caso ha sido detectada la presencia del COVID-19 en situaciones reales, no solo en laboratorios.

Orenes Piñero explica que “este estudio, sirve, sobre todo, para arrojar un poco de luz sobre la capacidad de transmisión del virus SARS-CoV-2 a través de aerosoles. Los resultados demuestran que la capacidad de transmisión del virus mediante aerosoles es muy alta, ya que el aire de lashabitaciones del Hospital de la Arrixaca se renueva una vez por minuto y todo el aire es del exterior (no es reciclado)”.

De esta forma, se ahorraría mucho tiempo y dinero realizando mediciones en estos lugares, evitando la realización de tests masivos y detectando precozmente la presencia del virus y, por tanto, el cierre del lugar para evitar nuevos contagios”, añade el investigador principal del estudio, remarcó.

El estudio respalda la recomendación de llevar a cabo desinfecciones frecuentes de las superficies de pacientes hospitalizados para evitar infecciones mano-boca-nariz y nosocomiales en el personal sanitario.

 

Con información de EFE

COMPARTE

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here