En las últimas semanas el nivel de agua de la Laguna del Náinari ha disminuido considerablemente, debido a la filtración y evaporación que se ha registrado por las altas temperaturas.

El nivel habitual de profundidad del espejo de agua de la Novia de Cajeme es de aproximadamente 1.80 metros, sin embargo, este ha disminuido hasta 80 centímetros por debajo de lo normal.

El titular de la Promotora Inmobiliaria, Omar García López, señaló que debido a la contingencia sanitaria, las inyecciones de agua se encuentran suspendidas hasta que se reactive la actividad en la Laguna.
“Es por la evaporación y filtración en el tiempo que ha estado sola, las inyecciones se realizaban cada 30 días, pero ahorita no se harán hasta que sepamos cuándo se reactivará”.

Pese a que la Novia de Cajeme se encuentra cerrada al público, los trabajos de mantenimiento se siguen realizando, así como el cuidado de los árboles y plantas e inclusive algunos coqueros continúan acudiendo a sus puestos para limpiar sus áreas de trabajo.

COMPARTE