Las notas de Connor Betts, el tirador de Dayton

En las páginas de un cuaderno se encuentran plasmados los problemas internos que tenía Connor Betts, el tirador de Dayton, Ohio.

En los documentos obtenidos por Daily Mail, se puede leer cómo Betts se llama a sí mismo sirviente de la “encarnación del mal” y habla de todo tipo de temas oscuros, como la esquizofrenia, los rituales satánicos y las masacres.

Estos textos fueron revelados por un examigo del agresor, quien pinta una imagen compleja de Betts como un fumador frecuente de metanfetamina que gustaba de los videojuegos violentos, pero nunca fue racista ni estaba interesado en las armas.

El hombre finalmente se dejó llevar por sus impulsos las primeras horas del domingo 4 de agosto, cuando abrió fuego desde afuera del Bar Ned Pepper, asesinando a nueve personas, entre ellas su propia hermana, e hiriendo a otras 27.

Policías que patrullaban el distrito de Dayton abatieron a Connor poco tiempo después de que inició el ataque.

Mientras las autoridades buscan explicar las razones que llevaron a Betts a cometer la masacre, personas cercanas a este se han presentado para hablar sobre él.

Entre ellos se encuentra Ian Himes, de 25 años, quien conoció a Connor hace unos cinco años, ambos llegaron a ser muy cercanos. El joven dijo a Daily Mail que guardaba papeles en los que Connor plasmaba sus propios pensamientos.

Los textos, escritos en 2017, están llenos de referencias al satanismo, la muerte, el asesinato, las drogas y las enfermedades mentales. También hay dibujos sencillos de esqueletos y pentagramas.

Himes manifestó que revisó con atención las notas luego de que se enteró del tiroteo el pasado domingo. “Cuando escuché lo que sucedió, grité: ‘¿¡Estas bromeando!?’. Estaba solo en una habitación, me quedé atónito”, expresó a Daily Mail.

“Recordé que tenía estas páginas que él había escrito, así que empecé a buscar en mi cuarto para encontrarlas y me senté a analizarlas por primera vez”, comentó.

Himes reconoció que en ese tiempo también escribía “cosas raras, pero nada demoníaco, nada sobre asesinatos”.

“Desearía haber sabido lo que (Betts) estaba escribiendo en ese momento y lo serio que era. Desearía haber advertido a su familia“, lamentó.

El amigo de Connor reveló que aunque este jugaba a videojuegos como ‘Call of Duty’, “no diría que (él) estaba obsesionado con eso, ya que estaba más interesado en salir”.

Además, señaló que Betts nunca fue abiertamente misógino ni racista, y defendía las causas liberales. “Connor definitivamente pensaba que Donald Trump era tonto. Tampoco le agradaba Hillary Clinton, era fanático de Bernie Sanders”, comentó.

No obstante, Ian aseguró que el joven Betts era un consumidor frecuente de drogas, entre ellas metanfetamina y cocaína.

“Creo que también es por eso que escribió en las hojas, quería mantener su mente ocupada todo el tiempo. No quería estar solo con sus pensamientos”, comentó.

Himes finalmente se separó de Betts, la última vez que lo vio fue en el verano del año pasado. El examigo de Connor cree que una enfermedad mental fue la que finalmente llevó al joven a cometer los asesinatos.

“Sé que los padres de Connor son buenas personas, hicieron todo lo posible para ayudarlo. Pero no podían entenderlo, no podían hacerlo escuchar. Tenía un terapeuta familiar pero no parecía ayudarle”, manifestó.

Con información de Daily Mail

COMPARTE

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here