El hombre en condición de calle estaba descansando afuera de un restaurante McDonald’s

 

Mientras dormía plácidamente, afuera de un restaurante de McDonald’s en Londres, un hombre se aproximó al sujeto en condición de calle, le roció de gasolina y le prendió fuego.

Aunque el incidente no pasó a mayores, el “sintecho” sufrió quemaduras leves y el hombre deberá rendir cuentas ante la autoridad.

El responsable de la agresión fue identificado como David Weir, de 53 años de edad, y la víctima, Thomas Smith, quien dormía plácidamente afuera de un restaurante de comida rápida McDonalds, en Luton, Inglaterra.

Weir, indicó la Policía, llegó al negocio con la botella de combustible, se aproximó a Smith, le echó gasolina encima y le prendió fuego.

El sujeto se quedó viendo a su víctima mientras éste se revolcaba en el suelo para apagar las llamas, sin hacer el mínimo intento por ayudarle, por lo que testigos que presenciaron el hecho acudieron en auxilio del indigente.

Smith logró quitarse la ropa, por lo que el incidente no pasó a mayores, por lo que fue llevado al hospital, donde le atendieron quemaduras en cara, manos y muñecas; sin embargo, Weir no corrió con la misma suerte, pues fue detenido no sin antes escupir a los policías y podría pasar hasta 10.7 años en la cárcel.

De acuerdo con la autoridad, todo se trató de una venganza de David Weir, quien agredió al indigente motivado porque un día antes el vagabundo lo derribó a él  a uno de sus amigos.

 

Fuente: diariodelyaqui

COMPARTE