Manifestantes marchan por la zona Centro de la Ciudad de México

En la zona Centro de la Ciudad de México manifestantes marcharon y protestaron. La mayoría eran feministas que denunciaron agresión contra ambulantes

 

Decenas de feministas encapuchadas marcharon este viernes por la zona Centro de la capital mexicana en protesta por la agresión con palos y piedras que recibieron varias mujeres el pasado 10 de abril mientras vendían en puestos cerca al Palacio de Bellas Artes.

Después de recorrer parte del Centro Histórico y el Paseo de la Reforma causando daños en mobiliario urbano y algunos establecimientos, el grupo de encapuchadas llegó al centro comercial Reforma 222, donde fueron cercadas mientras colocaban puestos de venta de artesanía como protesta contra la violencia del pasado sábado y bloquearon las entradas al edificio.

También sobre Reforma protestaron trabajadores del Gobierno de la Ciudad de México, quienes exigieron mejores laborales y respeto a sus derechos humanos.

Las mujeres exigieron espacios para vender sus productos en los que no reciban agresiones y terminar con la violencia económica.

La protesta deriva de la situación que vivieron un grupo de mujeres que trataba de vender artesanías y otros productos relacionados con el movimiento feminista en puestos provisionales al lado del Palacio de Bellas Artes, ubicado en el céntrico parque Alameda Central de la capital mexicana.

Durante la venta, apareció un grupo de personas -la mayoría hombres y algunas mujeres- que, según vídeos compartidos en redes sociales, comenzaron a increpar verbalmente a las feministas y cuando ellas comenzaron a recoger sus cosas, estos las agredieron con palos y piedras, dejando a algunas de ellas heridas en el piso.

Algunos portaban palos, otros botes con algún tipo de líquido y diferentes instrumentos con los que golpearon a varias de las mujeres feministas.

Según reportaron varias personas presentes en la zona, los agresores eran vendedores ambulantes e incluso en uno de los vídeos una de las afectadas aseguró que la trifulca se dio porque las vendedoras feministas se negaron a “pagar piso“, es decir, a dar una cantidad de dinero por colocar un bazar en la zona.

Tras los hechos, la Secretaría de Gobierno de la capital informó que acudieron al lugar miembros de la Policía auxiliar para atender el altercado.

 

Con información de EFE

COMPARTE

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here