La actriz Evan Rachel Wood es acusó al músico de abusar física y psicológicamente de ella y lo describe como un hombre muy peligroso.

Sin duda alguna, de la larga lista de mujeres que acusan al cantante Marilyn Manson de ser un abusador, la actriz Evan Rachel Wood, es la que más ha llamado la atención, ya que, por ser una persona famosa, el caso se volvió mediático y los abusos de Manson hacia ella salieron a la luz.

Wood asegura que su ex prometido se aprovechó de que ella era muy joven- tenía 19 años- para lavarle el cerebro y maltratarla física y emocionalmente.

La protagonista de “Westworld” lucha por hacerle pagar el daño que le causó a ella y a más de una decena de mujeres, pero el proceso se detuvo por la batalla legal que la actriz inició contra su exesposo y padre de su hijo, Jaime Bell, por la custodia del menor, luego de que ella rompió el acuerdo que tenía con Bell de cuidado compartido, al que habían llegado luego de mudarse de California a Nashville; sin embargo, asegura que lo hizo por la seguridad de ambos.

La actriz aseguró que tiene temor a las repercusiones que pudiera haber por testificar contra Marilyn Manson, pues ha recibido amenazas de muerte y cree que hayan sido enviadas por los fanáticos del cantante, a los que describe como “pedófilos, nazis y satanistas extremos”; asimismo, aseguró que esas personas ayudaban a Manson a “secuestrar, abusar y torturar en rituales a varias víctimas”.

Evan reveló que su mayor temor fue que una mujer la grabó diciendo que conocía a sus hijos y tenía su número de seguridad social, hecho que la preocupó más, pues en alguna ocasión el cantante la amenazó con abusar sexualmente de su hijo de 8 años.

Sin embargo, Jaime Bell, el padre del menor, alega que es una historia que “desafía la credibilidad” y que no hay indicio de que diga la verdad, pues ni siquiera ha visto que ella contrate personal de seguridad, lo que contradice las versiones de la actriz, que aseguró que antes de cambiarse a Nashville tuvo que cambiar ventanas y puertas e instalar otras a prueba de balas, así como una cerca de seguridad alrededor de su casa.

“En verdad no entiendo lo que pasa, si las afirmaciones de Evan sobre las amenazas de muerte son ciertas, nuestro hijo está en peligro bajo su cuidado; o si son falsas me está ocultando a mi hijo por razones de su propia invención”, aseguró Bell.

 

FUENTE: DIARIO DEL YAQUI.

COMPARTE