La Secretaría del Medio Ambiente (Sedema) de la Ciudad de México informó la muerte de Toto, el orangután de 29 años 11 meses que habitaba el Zoológico de Chapultepec.

En un comunicado, la dependencia detalló que Toto “fue uno de los más queridos embajadores de la conservación de la vida silvestre y durante casi tres décadas acompañó los esfuerzos de los zoológicos de la ciudad que trabajan por la conservación de especies amenazadas o en peligro de extinción, como los orangutanes, que tienen una vida promedio de 30 a 45 años.

Toto nació el 26 de diciembre de 1991 en el Zoológico de Chapultepec y era un orangután híbrido, hijo de Lisa y Woody también orangutanes híbridos.

La Sedema detalló que Toto comenzó a presentar malestar el 6 de diciembre, cuando notaron una disminución en su apetito y a pesar de que fue sometido a tratamiento médico y a diversos estudios, no mejoró y finalmente falleció este miércoles.

Toto tenía casi 30 años y desde su nacimiento fue necesario criarlo artificialmente “con biberón”, porque su madre no producía leche para alimentarlo, por lo que tuvo un gran acercamiento con sus cuidadores y veterinarios.

 

FUENTE: MEDIOS OBSON.

COMPARTE