La FGJE inició una investigación por el maltrato físico de la menor y su hermano de 11 años, al detectar lesiones y cicatrices que pudieran tratarse de quemaduras 

 

Luego de ser localizada una menor de 9 de edad que había escapado de su casa, en Guaymas, le reveló a su abuela que sus padres los violentaban físicamente en su hogar, al igual que su hermano de 11.

Ante esta situación la abuela de los niños, acudió a la Fiscalía General de Justicia en el Estado para interponer una denuncia por maltrato infantil.

La FGJE, a través de un comunicado, informó que al tener conocimiento de estos hechos, brindó atención médica inmediata a ambos menores, así como ayuda y acompañamiento psicológico por especialistas del Centro de Atención a Víctimas del Delito (CAVID).

Señaló que fue la madre, quien había reportado la desaparición de la niña el pasado miércoles 9 de septiembre, de la colonia Ampliación Miguel Hidalgo.

Un vecino fue quien la encontró durmiendo en la calle, bajo un camión, y la llevó ante la abuela, y ahí le confesó que se había salido de su casa por el constante maltrato que padece junto con su hermano.

Los infantes, a quienes se les dio resguardo presentan cicatrices en varias partes del cuerpo, incluso el niño tiene una fuerte lesión que le abarca parte importante de la espalda, al parecer por quemadura.

Por lo anterior se abrió carpeta de investigación para esclarecer los hechos y deslindar responsabilidades.

 

 

Fuente: elimparcial

COMPARTE