No se puede reclamar la legalidad, desde la ilegalidad, lo que debemos hacer es apegarnos a la ley, señaló el alcalde de Cajeme, Sergio Pablo Mariscal Alvarado, cuestionado por la posibilidad de ceder en cuanto al reclamo de los vecinos de la calle Quintana Roo, para que no se aplique la franja roja como parte del proyecto de los ejes viales.

Sin embargo, el mandatario reiteró que su administración sigue abierta y que todo se puede ceder en términos de que el proyecto vaya evolucionado. “Quien pide eso es porque precisamente de alguna manera no está cumplimentando la ley, por ejemplo, los comercios que lo utilizan como de estacionamiento, la ley no lo establece así”.

En el caso del sector habitacional, el munícipe dijo que los ciudadanos en la responsabilidad de sus viviendas, después de varios metros cuadrados requieren cuando menos un cajón para su vehículo. “Todo eso establece la ley, no es cosa que estemos determinando, en todo caso somos flexibles. Es todo parte de una inercia”.

Mariscal Alvarado insistió que el tema de los ejes viales es encontrar los cauces de solución. “Estamos pensando en el Cajeme del futuro y tenemos que empezar desde hoy. A lo mejor (este tema) tendrá que ser atendido; estamos abiertos para resolver temas en específico, en lo general deben verse desde la perspectiva de todos los ciudadanos”.

Repitió que este proyecto no es solo el tema de la Quintana Roo. “Es un planteamiento que sienta las bases de una mayor movilidad para Cajeme. En particular para Ciudad Obregón se trata de confirmar y determinar ejes viales de norte a sur, sur a norte, de oriente a poniente y poniente a oriente”.

COMPARTE