Luego de que la captura del camarón ha dejado malos rendimientos, pescadores han puesto los ojos en el considerado nuevo “oro” del mar

YAVAROS, HUATABAMPO.- Por la dificultad y el proceso para capturarlo el callo de hacha es un producto marino que se vende hasta en 700 pesos el kilogramo y es considerado ahora el nuevo “oro” del mar, coincidieron pescadores.

Ramón Valenzuela Ruelas, representante legal de la Cooperativa Loma Parda, indicó que por la baja producción de camarón durante las últimas temporadas los ribereños están apostando a la captura del callo de hacha que les deja mejores dividendos.

Por eso consideramos ahora que el callo de hacha desplazó al camarón y se convirtió en el nuevo ‘oro’ del mar”, mencionó.
Son unas 60 embarcaciones las que durante la temporada de frío salen en busca de este producto, y es el sustento de unas 300 familias del puerto de Yavaros.

“Estábamos sacando buena producción, hablamos de unos 8 kilogramos por embarcación pero ahorita dejamos de salir”, apuntó.

UN RIESGO
Capturar el callo de hacha representa riesgos grandes para los buzos, señaló, pues estás almejas viven generalmente en bahía a profundidades que van de 0.5 a 15 metros.

Hay grandes riesgos, apenas hace una semana un compañero buzo perdió la vida por el ataque de un tiburón”, lamentó, “por eso dejamos de salir a pescar de momento”.
Además del peligro del ataque de escualos, los buzos se enfrentan a riesgos como la decomprensión o fallas en el equipo de suministro de oxígeno, apuntó.

Amado García Valenzuela, quien fue buzo por más de 20 años y ahora sus hijos siguen sus pasos, consideró que los pescadores carecen de garantías en un trabajo donde a diario arriesgan la vida

“No sabemos si volverá ese buzo, no sabemos si se lo comerá un tiburón o le fallará en la descompresión”, expresó, “ya ha pasado la semana pasada y hace un par de años dos pescadores desaparecieron”.

Las familias de los pescadores que sufren un percance o pierden la vida quedan en el desamparo, enfatizó, pues el 99% de los pescadores no está asegurado.

No están asegurados, apenas trabajamos para sacar el sustento de la familia y si no salimos a pescar nadie nos va a ayudar”, apuntó.

PREVÉN UNA ESCASEZ
Hace poco más de una semana que pescadores de Yavaros y de Las Bocas no salen por el callo de hacha por temor a los tiburones, uno de estos animales le arrebató la vida a uno de sus compañeros el sábado 12 de febrero, y sin pesca escaseará el producto, lamentó Mario Quijano.

El comerciante de mariscos dijo que por su sabor y textura el callo de hacha es lo que más piden los comensales, pero ya hay pocas almejas.

“No hay producto porque los pescadores no están saliendo por miedo al tiburón, y hay que hacerlo porque de esto es lo que vivimos”, expresó.

El agasajo es un platillo que lleva camarón, callo de hacha, almeja reina y almeja chocolate, estas últimas también se capturan buceando.

“También si no salen los pescadores buzos vamos a batallar por las almejas”, apuntó, “y de esto vivimos todas las familias de Yavaros”.

Ramón Valenzuela Ruelas dijo que la escasez de producto afectará a la región del Mayo, como Navojoa, Huatabampo, Etchojoa y Álamos y hasta Los Mochis, Sinaloa.

El callo que pescamos aquí se comercializa en todo el Sur de Sonora, aquí y hasta Los Mochis, pero si no pescamos pues no va a haber”, puntualizó.

Fuente: El Imparcial.

COMPARTE