Aseguran que extrañan los buenos tiempos en que lograban sacar más de 500 kilogramos de pescado a la semana.

CIUDAD OBREGÓN.- Sólo recuerdos les quedan a los pescadores de la presa Álvaro Obregón “El Oviáchic” de las temporadas en que lograban extraer más de 500 kilogramos de pescado a la semana, pues de cinco años a la fecha la actividad va en decadencia.

Falta de especies, sequía y la ausencia de apoyos son sólo algunas de las causas por las que las 28 cooperativas de ese lugar pasan momentos críticos para subsistir actualmente.

Pescadores coincidieron que en las últimas temporadas la producción ha bajado en más del 90%.

ESTA CRÍTICO
Rubén Acosta Gómez, dirigente de una cooperativa, manifestó que tienen varias temporadas en que les va muy mal y que el producto que obtienen no es redituable para costear la actividad.

El pescador antes sacaba de 20 a 50 kilos diarios, ahora si saca 5 es mucho y con muchísimo más trabajo, porque antes era en un par de horas y ahora tienen que pasar todo el día en el agua”, indicó.
Para poder subsistir tienen que trabajar más, resaltó, muchos pescadores andan hasta por la noche y madrugada buscando escamas.

El alto precio de las redes y del combustible también los impacta, dijo, pues al no obtener tanto producto para colocar en el mercado, es poca la ganancia, lo que se refleja en falta de recurso para invertir.

Muchos pescadores, manifestó, han tenido que abandonar la actividad y han emigrado a Estados Unidos o se dedican a otras cosas para poder llevar sustento seguro a sus hogares.

Nos hace falta apoyo, no hay programas para respaldar la actividad, también nos hace falta vigilancia en el área, la situación está crítica, está muy mal, la presa está bajando muy rápido y no hay especies”, aseveró.
En las cooperativas hace falta mayor unión para buscar beneficiarse entre todos y atraer programas para todos, expresó.
Luis Alberto Álvarez Ramírez, representante de la cooperativa Viva Zapata, puntualizó que en comparación con años pasados la producción ha estado muy baja, pero que lo que los ha beneficiado un poco es que los precios se han mantenido o incrementaron.

Por la misma falta de producto, indicó, están enfocados al mercado local únicamente, porque para pensar en exportación o distribución a otros mercados requieren capturar más escama.

Estamos afectados bastante, por la sequía el área de captura de peces disminuye, se nos complica el manejo, el transporte de mercancía, se tiene que trabajar mucho más, y ni así es garantía”, compartió.
Actualmente son alrededor de 450 pescadores que buscan extraer especies de una pequeña área, lamentó, no es suficiente para todos.

SALE CARO
María Isabel Americano López, presidenta de la cooperativa Sociedad de Solidaridad Social “El Oviáchic”, externó que para lograr obtener el producto suficiente por semana realizan campamento agua adentro en los que invierten de 3 a 5 mil pesos en hielo, provisiones, alimento, gasolina.

Resaltó que también lo que ha pasado a través de los años es que el número de pescadores se ha incrementado y eso se refleja en la sobre explotación de las aguas.

Cuando el agua está generosa hay tilapia, carpa, bagrey mojarra, pero ahorita queya cambió el clima y está máscaliente pudiera ser que lospróximos meses todo se agrave, pues el pez se esconde para refrescarse”, agregó.
Año con año batallan enlos meses calientes y es hasta noviembre que el clima empieza a refrescar un poco que empiezan a levantar más productos.

Recordó que antes daban tres o cuatro viajes por semana a la ciudad a colocar sus productos y ahorita si hacen uno es ganancia.

A DETALLE

  • Pesca en la presa de “El Oviáchic”.

• En la presa existen alrededor de 28 cooperativas.

• Son cerca de 500 pescadores.

Fuente: Tribuna

 

COMPARTE