El presidente de Estados Unidos aseguró que Trump tejió una red de mentiras sobre las elecciones para no dejar el poder y calificó la irrupción en el Capitolio como una insurrección armada.

El presidente Joe Biden acusó a Donald Trump de haber creado una «red de mentiras» en detrimento del interés nacional de Estados Unidos y de haber intentado bloquear el traspaso democrático del poder el 6 de enero de 2021 después de perder las elecciones presidenciales.

«Por primera vez en nuestra historia, un presidente no solo perdió las elecciones; trató de evitar el traspaso de poder pacífico cuando una turba violenta irrumpió en el Capitolio», dijo Biden en un discurso con motivo del primer aniversario del asalto al Congreso. «No era un grupo de turistas. Era una insurrección armada», añadió.
En su intervención en el edificio de cúpula blanca que fue escenario de los disturbios del 6 de enero de 2021, el mandadario señaló que Trump representa una amenaza continua para la democracia y advirtió que las falsas acusaciones de que le robaron las elecciones mediante un fraude electoral generalizado podrían minar el estado de derecho y socavar futuras elecciones.

«Debemos ser absolutamente claros sobre lo que es verdad y lo que es mentira. Esta es la verdad: un expresidente de Estados Unidos ha creado y difundido una red de mentiras sobre las elecciones de 2020. Lo ha hecho porque valora el poder por encima de los principios», dijo Biden.
«No dejaré a nadie poner un puñal en la garganta de la democracia», advirtió.
El discurso significó un cambio para Biden, que ha pasado la mayor parte de su primer año en el cargo centrado en llevar a cabo su propia agenda en lugar de mirar hacia atrás.

No obstante, los demócratas, un puñado de republicanos y muchos observadores independientes han advertido de que el daño que hizo Trump antes de los disturbios -en un incendiario discurso a sus partidarios en el que repitió sus falsas afirmaciones electorales y les exhortó a ir al Capitolio y «luchar como un demonio» para «detener el robo»- persiste.

«Hoy hace un año, en este lugar sagrado, la democracia fue atacada. Simplemente atacada», dijo Biden. «La voluntad del pueblo fue atacada. La Constitución, nuestra Constitución, se enfrentó a la más grave de las amenazas».
Biden añadió que «por primera vez en nuestra historia, un presidente no sólo perdió las elecciones, sino que intentó impedir el traspaso pacífico del poder». Asimismo, condenó a Trump por ver los disturbios por televisión «y no hacer nada durante horas».

Por su parte, Trump afirmó en un comunicado tras los comentarios de Biden, que el actual mandatario «usó mi nombre para tratar de dividir aún más a Estados Unidos». «Este teatro político es sólo una distracción».

Fuente: Excelsior.

 

COMPARTE